Juanetes

Los juanetes son una degeneración de los dedos de los pies. Se considera como el problema típicamente femenino, aunque tiende a aparecer en los  hombres también.

10.02.2017
main

Los juanetes son una degeneración de los dedos de los pies. Se considera como el problema típicamente femenino, aunque tiende a aparecer en los  hombres también.

En un pie sano, el dedo del pie se fija a lo largo de un eje paralelo a los otros. Bajo la presión, por ejemplo de las puntas o los extremos  de los zapatos  se tuercen o a los lados o al centro. Para su formación hay que tener en cuenta la delgadez de los plomos de los músculos y ligamentos del pies (puede ser  congénita pero puede también aparecer  periódicamente, por ejemplo, durante el  embarazo), pero en gran parte ,  la moda de llevar los zapatos  de tacón alto tiene la influencia en la aparición de estos. En este calzado la parte delantera del pie está muy sobrecargada, lo que hace que el metatarsiano se posicione inadecuadamente.

Los zapatos estrechos oprimen los pies, favoreciendo su deformación. Pasar muchas horas de pie también puede provocar  su aparición, especialmente con la combinación de sobrepeso. La genética también juega un gran papel en las transformaciones.

Una de las primeras señales inquietantes es un común dolor en las partes delanteras, quemazón de plantares y la formación de callos. Estas dolencias son la consecuencia de cambios en la mecánica del funcionamiento del pie, el dedo gordo ya no es lo suficientemente fuerte como punto de apoyo. Si bien estos cambios aún son grandes y la deformación de la articulación no es muy visible, hay una oportunidad de detener este proceso sin la intervención quirúrgica.

La lucha con los juanetes comienza por el cambio de calzado, cambiar los zapatos de tacón alto por un zapato medio plano, con la punta ancha donde los pies no sientan opresión. Usar plantillas de tipo variado, protectores de esponja que mecánicamente corrigen el posicionamiento del dedo gordo, algunos de ellos se llevan dentro del zapato y otros se utilizan por la noche, disponibles en algunas perfumerías y tiendas especializadas. Es importante también hacer los ejercicios diariamente (por ejemplo, andar de puntillas) para fortalecer los músculos y ligamentos.

Devolver la forma adecuada a una articulación deformada, sólo se puede conseguir con una intervención quirúrgica. Después será necesario inmovilizar el pie poniendo una escayola. Esta dificultad ,no solo es fea visiblemente, provoca dolor y dificultades al andar, por eso es muy importante el cuidado diario, porque solo de esta forma, evitaremos la aparición de los juanetes y también una intervención quirúrgica y a una larga rehabilitación.

Productos recomendados

Entradas recomendadas

blog
Privado: Sudoración de los pies

La mayor densidad de las glándulas sudoríparas en …

Leer más
blog
El tiempo de las sandalias – Mostramos nuestros pies en primavera

Llevar zapatos abiertos te obliga a tener los …

Leer más
blog
¿Cómo elegir correctamente el calzado?

La fabricación de unos zapatos buenos para las …

Leer más
blog
Hinchazón de las piernas

Las piernas hinchadas son el resultado de la …

Leer más